fbpx
domingo, enero 19, 2020
propósitos de nuevo año
ActualidadAl díaNoticias

¿Ya tiene sus propósitos para el 2020?

Sea concreto y específico, esto significa ponerse metas concretas y realistas, para comenzar con pequeños pasos, siempre posibles y alcanzables

Por tradición, en muchas culturas y diversos contextos históricos y geográficos, las personas suelen plantearse una serie de propósitos en su vida para el año nuevo que inicia, llenándose de motivaciones y de retos.

Es como hacer un balance de la empresa que es nuestra propia vida y sacar algunas conclusiones, y a partir de ellas, fijarse unas metas para un nuevo periodo, aunque muchas veces la historia se repite y al finalizar el año el saldo vuelve a estar en rojo, es decir, no se cumplió lo esperado, pero esto en vez de ser una frustración debe ser una señal de alerta para hacer algunos ajustes.

Se trata de objetivos, propósitos o retos que podrían organizar el comportamiento de la persona, incluso su estilo de vida, de tal manera que serían de utilidad si con ello se vive el día a día de un modo más valioso y significativo, sin olvidar eso sí, que muchas veces el proceso suele ser más importante que el resultado.

metas especificas para un nuevo año

Precisamente, frente a este tema, que es muy personal y que puede tener un lado positivo y uno negativo, el portal SerSaludables.org entrevistó a un especialista, el doctor Leonardo Castellanos Suárez, psicólogo clínico, representante del campo de psicología clínica del Colegio Colombiano de Psicólogos (Colpsic), capítulo Santander. Veamos sus apreciaciones:

SerSaludables: Al terminar un nuevo año e iniciar otro, suelen hacerse muchas promesas. «Este año sí».

¿Cómo hacer para que esto no se quede en un tema especulativo y sí se establezcan metas reales?

 Leonardo Castellanos Suárez, psicólogo clínico: En principio, se debe definir claramente el comportamiento que se planea cambiar, ya sea para aumentar su frecuencia o para disminuirla. Este sería un primer paso útil, con el que se evitará proponer objetivos demasiado abstractos o difícilmente alcanzables.

Una vez se especifique el comportamiento, conviene cuantificarlo. Algo como “quisiera ser más saludable” no nos llevará muy lejos, pero “realizar deporte (especificando cuál), 30 minutos, tres veces a la semana”, sí que será útil.

Ahora bien, este sería el principio, pero lo siguiente será analizar el contexto en que ocurrirá o suele suceder ese comportamiento. ¿Qué desencadena esa conducta que quieres reducir? ¿qué podría desencadenar aquel comportamiento que quieres aumentar? El contexto, los antecedentes de la conducta, son parte fundamental para explicar y cambiar nuestro comportamiento. Será importante potenciar los desencadenantes que conducen al comportamiento planeado y evitar o reducir los desencadenantes de aquel que se busca cambiar.

Finalmente, el tercer elemento de análisis a considerar serán las consecuencias de tu conducta, las cuales, en gran medida determinarán la probabilidad de repetición. ¿Qué suele suceder después de la mencionada conducta? ¿Qué clases de consecuencias podrían maximizar que la conducta planeada se continúe repitiendo?

Resumiendo, primero, especifica y cuantifica el comportamiento objetivo; segundo, identifica y altera los antecedentes de esa conducta, y tercero, identifica y altera las consecuencias que hagan más problable la repetición de la conducta deseada o menos problable que ocurra la conducta que deseas cambiar. Importante también será comenzar con pequeños pasos, siempre posibles y alcanzables. Si no logramos un paso propuesto, estará muy bien que lo revisemos y reduzcamos a un nivel alcanzable. ¿Acaso no se logra un gran camino dando solo un paso a la vez?

deseos de fin de año¿Entonces, hay que ser específicos?

Sí. Conviene que en caso de plantearse propósitos, estos sean específicos, expresados en términos de comportamientos, ubicados en tiempo y espacio, e incluso que incluyan a aquellas personas que podrían ser de apoyo en el proceso.

¿En el tema de salud, cómo proponerse objetivos que permitan vivir mejor, aprender a manejar las situaciones negativas?

Un asunto clave es identificar aquello que te conecta con la vida, con una existencia satisfactoria y trascendente, una vida valiosa, o como decimos a veces “una vida que valga la pena ser vivida”. Entonces, con este horizonte demarcado, lo que vendrá será empezar a delimitar objetivos que, mediante la acción, te pongan en esa dirección. ¿Lo siguiente? No lo digas, ¡Hazlo!

¿Y si el balance año tras año es el mismo, y se dice ‘este año sí’, eso es negativo?

Que realicemos el balance ya es ganancia. Ahora, que lo usemos como punto de partida para hacer mejoras a nuestro plan nos pone un paso adelante. Y si usamos la experiencia como trampolín para probar nuevas alternativas, será mucho mejor. Como decía un gran científico: “una falla no siempre es un error, simplemente puede ser lo mejor que uno puede hacer bajo las circunstancias. El verdadero error es dejar de intentar”.

 ¿Es decir, no hay que llegar a culparse?

Valga mencionar que muchas veces somos nosotros nuestros jueces más implacables, quizá por la cultura culpabilizadora en que hemos crecido y en que aún nos encontramos. La crítica, la reprobación, la exigencias inalcanzables y el rechazo, venga de otros o de nosotros mismos, podría no ser una buena idea, en especial porque en lugar de acercarnos a una vida valiosa y significativa, podría bloquearnos y paradójicamente, limitarnos aún más.

¡Vida y salud para este 2020!

Si bien a muchas personas puede generarles tristeza no haber alcanzado sus logros ni cumplido sus metas, es fundamental no quedarse en ese paso, sino hacer una evaluación profunda y dar un paso adelante. No lo digas, ¡Hazlo! Si es mayor la frustración, buscar ayuda con un profesional en salud mental es clave.

También te puede interesar: Ciudades para disfrutar del arte, la creatividad y los alumbrados     |     Claves para que las fiestas decembrinas no lo enfermen   

Si te gusto este artículo no dudes en compartirlo

– Déjanos tú comentario.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: