fbpx
lunes, diciembre 9, 2019
epidemia de dengue
ActualidadAl díaNoticias

Más dengue en las Américas

El método ideal para controlar la transmisión del virus del dengue 🦟 se enfoca en luchar contra los mosquitos vectores, para evitar que las personas sean picadas por ellos. Cuide su entorno.

dengue en las américas

Aproximadamente 2,75 millones de casos, incluyendo 22.127 casos graves y 1.206 muertes reportadas hasta finales de octubre de 2019, enmarcan el panorama que registra el dengue en las Américas, según la más reciente actualización que presentó la Organización Panamericana de la Salud (OPS), en Washington.

Una preocupante realidad, porque se trata del número más alto de casos registrados en la historia de la región y que, supera en un 13% lo ocurrido en 2015, cuando se habló de la mayor epidemia de dengue en esta zona del Continente. No obstante, el número de muertes en 2019 es un 26% menor a ese entonces.

Ante esta situación, la OPS recomendó a todos sus países miembros “que intensifiquen la vigilancia de la enfermedad, así como la vigilancia y control de los mosquitos que transmiten el dengue, involucrando a las comunidades en actividades de prevención y control”.

De igual forma, brindan asesoramiento detallado sobre cómo manejar y tratar los casos de dengue, dado que “el reconocimiento temprano de los signos de advertencia en las diferentes etapas de la enfermedad es fundamental para proporcionar la atención médica necesaria y prevenir la progresión a la enfermedad grave».

Países con más dengue en las Américas

Según los registros de la OPS, los países con las tasas de incidencia más altas de dengue en la región de las Américas son en su mayoría centroamericanos: Nicaragua (2.271 casos por cada 100.000 habitantes), Belice (1.021 casos por cada 100.000 habitantes), Honduras (995,5 casos por cada 100.000 habitantes), y El Salvador (375 casos por cada 100.000 habitantes).

En el quinto lugar aparece Brasil (Suramérica), con 711,2 casos por cada 100.000 habitantes. Además, allí, junto con Guatemala y México, se ha confirmado que circulan los cuatro serotipos del dengue de forma simultánea (cocirculación de DENV 1, DENV 2, DENV 3 y DENV 4). En tanto, en Colombia, Guadalupe, Panamá, Martinica y Venezuela, circulan los serotipos DENV 1, DENV 2 y DENV 3, y en Paraguay y Perú, DENV 1, DENV 2 y DENV 4.

Brasil, dado su tamaño poblacional, tuvo el número más alto en esta actualización, con 2.070.170 casos reportados.  México tuvo 213.822 casos, Nicaragua reportó 157.573 casos, Colombia tuvo 106.066 casos y Honduras 96.379 casos”, precisa el informe.

Alerta a las manifestaciones del dengue

manifestaciones del dengueAunque el tratamiento del dengue es considerado relativamente sencillo, poco costoso y muy eficaz para salvar vidas, lo fundamental está en poder brindar esa alternativa a tiempo, lo que en ocasiones se dificulta dada la complejidad de las manifestaciones de la enfermedad, y lo parecidas que estas pueden ser con otras problemáticas como el chikungunya o el sika, también transmitidos por vectores.

“Ante la duda de diagnóstico clínico, se recomienda que todo paciente (en particular los niños), sea manejado como caso de dengue y se realice un seguimiento diario para detectar signos de alarma de gravedad, especialmente durante la fase crítica de la enfermedad”.

Para la OPS, resulta fundamental reconocer precozmente los signos de alarma en las diferentes fases de la enfermedad para así brindar la atención requerida y prevenir de esta manera la progresión a formas graves de la enfermedad. Se debe consultar de urgencia si presenta fiebre elevada (40 °C) que se acompaña de dos de los síntomas siguientes: dolor de cabeza muy intenso, dolor detrás de los globos oculares, dolores musculares y articulares, náuseas, vómitos, agrandamiento de ganglios linfáticos o salpullido.

Los síntomas se presentan al cabo de un periodo de incubación de 4 a 10 días después de la picadura de un mosquito infectado y por lo común duran entre 2 y 7 días.

Los mosquitos que transmiten el dengue son también responsables de otras enfermedades como fiebre chikungunya, fiebre amarilla e infección por el virus de Zika. Incluso, los síntomas de todas ellas suelen ser similares y pueden dificultar el diagnóstico.

 SIGNOS DE ALARMA DEL DENGUE

  1. Dolor abdominal intenso o dolor a la palpación.
  2. Vómitos persistentes.
  3. Acumulación clínica de líquidos.
  4. Sangrando de mucosas.
  5. Letargo o irritabilidad.
  6. Hipotensión postural (lipotimia).
  7. Hepatomegalia mayor de 2 centímetros.
  8. Aumento progresivo del hematocrito.

 Medidas de prevención contra el dengue

repelente, una medida de precaución contra el dengue

Expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) explican que “el mosquito Aedes aegypti es el principal vector de los virus que causan el dengue. Los seres humanos se infectan por picaduras de hembras infectadas, que a su vez se infectan principalmente al succionar la sangre de personas infectadas”.

Entonces, este se instala en el intestino medio del mosquito y “luego se extiende hasta las glándulas salivales en un período de entre 8 y 12 días. Tras este período de incubación, el mosquito puede transmitir el virus a las personas al picarlas con fines exploratorios o alimentarios”.

 Por eso, las principales estrategias contra el dengue parten de las propias comunidades y de cada individuo, que debe proteger su entorno y asegurarse de que este no sea propicio para la presencia y propagación del mosquito.

Las autoridades locales de salud, especialmente en aquellas regiones en donde hay mayor presencia de este mosquito, adelantan diferentes estrategias para orientar y educar a las comunidades sobre los cuidados que deben tener.

El dengue es una enfermedad virtal transmitida por mosquitos hembra, principalmente de la especie Aedes aegypti, que se ha propagado rápidamente en todas las regiones del mundo en los últimos años.

En ese sentido, la OMS y la OPS aconsejan:

  • Reducir las fuentes de infección en las viviendas y en la comunidad, lo que incluye no tener llantas ni vasijas en donde haya depósitos de agua que pueden ser reservorios para el mosquito.
  • Usar ropa que proteja la piel y reduzca la cantidad expuesta en las horas del día en que los mosquitos están más activos, lo que evita picaduras y mayores riesgos.
  • Aplicar repelentes adecuados y de forma precisa, según lo indicado, sobre las zonas de piel expuesta o sobre la ropa.
  • Usar mosquiteros, que deben ser tratados con insecticida como protección para quienes duermen durante el día (como los lactantes y las personas están incapacitadas o trabajan en turnos de noche).
  • En espacios interiores, usar insecticidas domésticos en aerosol, espirales antimosquitos u otros vaporizadores de insecticida, para reducir el número de picaduras.
  • Algunos elementos del hogar, como los bastidores de tela metálica para puertas y ventanas o el aire acondicionado, pueden lograr que disminuyan las picaduras.
  • Sobre los plaguicidas, explican que utilizarlos se deben respetar las medidas de precaución: en particular, hay que manejarlos con cuidado, respetar las normas de seguridad laboral para quienes los usan y aplicarlos de forma apropiada.

Si hay un enfermo de dengue en casa

Es una realidad que los pacientes infectados por el virus de dengue son el reservorio de la infección para otras personas, tanto en el hogar como en la comunidad. Por eso se recomienda tomar algunas medidas de salud pública para reducir al mínimo la exposición de los pacientes a mosquitos, lo que activa una cadena de transmisión infinita.

La educación de pacientes, familiares, comunidades y personal de salud resulta fundamental en este caso. Se recomienda:

  • El paciente debe descansar bajo mosquiteros, impregnados, o no, con insecticida.
  • Tanto él como su familia deben usar ropa que tenga mangas largas para cubrir las extremidades y reducir el riesgo de picadura.
  • Usar repelentes indicados que pueden aplicar en la piel expuesta o en ropa de vestir, y su uso debe estar en estricta conformidad con las instrucciones de la etiqueta del producto.
  • Emplear alambre-malla/redes contra mosquitos en puertas y ventanas.

También te puede interesar: ¿Qué ha pasado con el Zika?   

Si te gusto este artículo no dudes en compartirlo

– Déjanos tú comentario.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: